Todos somos el problema.

Todos somos el problema.

Los problemas del mundo son tan colosales, tan complejos que, para comprenderlos y resolverlos, hay que abordarlos de un un modo muy sencillo y directo; y la sencillez y visión directa no dependen de las circunstancias exteriores ni de nuestros prejuicios y estados de ánimo individuales. La solución no ha de encontrase, por ejemplo, mediante conferencias o o proyectos, ni sustituyendo a los viejos dirigentes por otros nuevos.

Es evidente que la solución está en el creador del problema, en el creador de la maldad, del odio y de la enorme falta de comprensión que existe entre los seres humanos. El causante de estos daños, el creador de estos problemas es el individuo; ustedes y yo. (Krishnamurti)

Toñi Puertas. Psicólogo en Marbella

Deja un comentario